Der Jüngling und der Stern

 

Aus “Demian” von Hermann Hesse.

Und sie erzählte mir von einem Jüngling, der in einen Stern verliebt war. Am Meer stand er, streckte die Hände aus und betete den Stern an, er träumte von ihm und richtete seine Gedanken an ihn. Aber er wußte, oder meinte zu wissen, daß ein Stern nicht von einem Menschen umarmt werden könne. Er hielt es für sein Schicksal, ohne Hoffnung auf Erfüllung ein Gestirn zu lieben, und er baute aus  diesem Gedanken eine ganze Lebensdichtung von Verzicht und stummem, treuem Leiden, das ihn bessern
und läutern sollte. Seine Träume gingen aber alle auf den Stern. Einmal stand er wieder bei Nacht am Meere, auf der hohen Klippe, und blickte in den Stern und brannte vor Liebe zu ihm. Und in einem Augenblick größter Sehnsucht tat er den Sprung und stürzte sich ins Leere, dem Stern entgegen. Aber im Augenblick des Springens noch dachte er blitzschnell: es ist ja doch unmöglich! Da lag er unten am Strand und war zerschmettert. Er verstand nicht zu lieben. Hätte er im Augenblick, wo er sprang, die Seelenkraft gehabt, fest und sicher an die Erfüllung zu glauben, er wäre nach oben geflogen und mit dem Stern
vereinigt worden.

 

Anuncios

Domingo Alemán (und ein Paar Sachen mehr)

 

 

 

Domingo Alemán… Y un par de cosas más

Por: Vicereine

 

Paderborn amaneció bañada de sol. El cielo inmaculadamente azul, despejado, a lo mucho rayado por las estelas que dejan los aviones a su paso, pero que tras unos minutos desaparecen. Entonces Paderborn despierta lentamente y ahora es cuando me toca explicarles un domingo alemán…

Me he levantado tarde, primero que nada. De modo que a las 11 de la mañana moría de hambre. Mi primera intención fue ir al centro comercial que está cerca de aquí, quizá para comer una salchicha o en su defecto comprar huevos o algo y preparar mi comida, pues en casa tenía pan, queso y jamón pero ayer había cenado eso y hoy sólo quedaba una rebanada, así que de cena tendría que comer pan y queso y si tuviera huevos… otra vez pan, queso y huevos o huevos con jamón… y pan. (Sí, mi dieta está ahora basada en eso)

¡Pero el centro comercial estaba cerrado! En plan sin coches en el estacionamiento, todo apagado… Y es que aquí la gente no trabaja en domingo. Y de hecho, lo encuentro bien. Las horas que trabajan en la semana son realmente de trabajo. Nada de estar en facebook o platicando… no, horas eficientes de trabajo. Quizá, también, por eso trabajan hasta las 6 de la tarde. No es de extrañarse andar en el centro, en lunes y que los comercios empiecen a cerrar a las 6 o 7 pm. Una amiga de España y yo nos hacemos esa pregunta… Wohin gehen die Deutschen nach 6 Uhr? (¿A dónde van los alemanes después de las 6?) Todo un misterio… Supongo, a descansar. Porque aquí trabajo es trabajo, pero diversión es diversión.

Entonces, domingo por la mañana es día de ir a corer, de jugar fut, de ir a pasear en bicicleta con la familia. Es día de divertirse en el parque junto al río con los niños, de tiro con arco, pintura de caras, cubos de colores y para los más grandes, kayak en el río Pader.

Domingo también es día de fut. Bueno, los sábados igual. Puedes encontrar en los trenes a los fans que van hasta el estadio rival a apoyar a su equipo. Van bebiendo cervezas en el tren, en la estación, en el Straßebahn, en la calle… en el estadio casi no porque están los 90 minutos cantando porras. Eso sí, cuando cae el gol, llueve la cerveza. Literalmente.

Pero los fans que ven los partidos desde algún pub, van vestidos normales. Es decir, no llevan la camiseta del equipo… como lo haría yo. Pero ahí están, 7 alemanes reunidos en una mesa, comiendo pizza, pendientes de la pantalla y celebrando el gol con un único “Tor! sehr gut” y después, siguen viendo el juego tranquilamente. Claro en el estadio es otra cosa… y otra historia que ya luego os contaré con más detalle.

Regresando (mucho) a este domingo por la mañana, no tuve más remedio entonces que ir al Burger King cerca de la Universidad. Sólo tuve que cruzar un par de calles y ojo, aquí no se cruza la gente a media calle, bueno sí, pero es raro. Es decir, hay cada cierto tramo semáforos y semáforos peatonales, donde picas un botón verde, muy amable éste, que dice “bitte warten” (Espere, por favor) y luego te da una luz verde para que cruces sin problemas.

De lejos, creí que el restaurant de comida rápida estaba cerrado. Afortunadamente no era así y entonces entré y me dirigí a la caja a ordenar.

Aquí va otro paréntesis: la amabilidad. Siempre que voy a pagar ya sea en el supermercado, la librería, o cuando se te acercan los meseros, siempre te saludan con un cordial “Hallo”. Y no es un Hallo seco, no, es uno melodioso, como si te conocieran o como si saludaras a un amigo por las mañanas “Hallo Violeta/ Hallo”. Pido una Whooper y unas cosas empanizadas rellenas de queso y tocino (tenía mucha hambre) y, como en cualquier restaurant de comida rápida, te preguntan que si quieres no se qué más por sólo no se cuánto. Claro, aquí entendí que si quería mayonesa y capsut (te la cobran) que de cuántas piezas los bocadillos esos,”fünf oder acht?” “Ehm… fünf, bitte” (de 5 piezas) y bueno medio al azar dije “ja, nein, ja bitte, ja!” Nunca me preguntaron que si de coca la bebida pero me la dieron así, lo cual me dio gusto. “Me conocen”, pensé. “Ah… Der Hamburger (Y no los de Hamburgo)… hmm… für tragen, bitte”. Aclaro “tragen” es llevar, no “tragar”. “Zu mitnehmen”, me dijo la chica con una sonrisa. Correcto, bueno, ya aprendí el verbo correcto para pedir la comida para llevar.

Pagué y me hice a un lado esperando mi pedido. La cajera me dijo que las cosas esas con tocino tardarían un par de minutos, que si quería me sentara. Sorprendentemente entendí en automático. En partes, claro está “Die… bacon… minuten… willst… setzen” Ya un par de segundos, entendí la frase completa: “Die Bacon Cheese Roll dauert ein Paar Minuten mehr, willst du dich setzen?”

Efectivamente, un par de minutos después me dieron mi pedido y regresé al departamento a comer a gusto. El sol seguía resplandeciendo sobre Paderborn, sin embargo no quemaba, al contrario era un calor agradable. Era realmente cálido, como la gente.

Ahora que veo el ticket me doy cuenta que dije “sí” a eso de “por 2 € más papas y refresco grande” … Duh! Pero bueno, sorprendenetemente me comí todo, menos las papas grandes, que guardaré para la cena porque como hoy todo está cerrado, no tendré más remedio que cenar pan, queso y mi rebanada de jamón. Aunque hoy en la noche, habrá papas también.

Desde Paderborn, Alemania, con amor.

 

 

Convocatoria a la comunidad twittera.

A toda la comunidad twittera mexicana:

Éste es un proyecto serio, se trata de una novela. Pero es una novela diferente. La primera novela de ficción-política-mexicana-twittera. Y una de tantas cosas que la hacen diferente es que me gustaría que ustedes participaran como personajes.

¿Cómo? Con sus tweets.

Vamos por partes.

¿Cómo participar?

Pueden usar su username de twitter, el cual aparecerá como su nombre. Sin embargo pueden hacerse una identidad diferente: profesión, edad, gustos… como un juego de rol.

Muy preferentemente deben conocer sobre política y que quieran, deseen o piensen un cambio profundo en nuestro país.

Sus aportaciones no tienen que ser obligatoriamente larga, es decir, sé que puede que no dispongan del tiempo suficiente. Un par de tweets, alguna idea por DM, incluso lo que twitteen diario, lo que sienten cada vez que leen las noticias diarias y lo que harían….

Luego de leer todo este post y si están de acuerdo envíen DM a mi twitter @VicereineOezil o también pueden comentar en esta entrada con su cuenta de twitter.

La convocatoria cerrará a las 00:00 horas del sábado 25 de junio. De los resultados se determinarán quienes participarán y/o si procede la idea.

¿Cómo se integrarán a la historia?

Estará escrito en 3ra persona, de modo que se podrá tratar cada personaje por separado en lo que se van reuniendo ellos.

Conforme vaya escribiendo les iré informando de las situaciones y podrán tomar algunas decisiones como el qué hará su personaje.

Cosas a tomar en cuenta. (Acuerdos)

Si bien ustedes son „el personaje“ como escritora estoy en la disposición de escribir su historia a como sea conveniente en la novela, es decir, por ejemplo: matarlo, casarlo, hacerlo parte de la oposición, que se le caiga el cabello, etc.

La idea es publicar. Se mencionará su username de twitter en la novela así como un agradecimiento, pero nada de co-autorías. Al estar „participando“ tendrán el derecho a ir recibiendo la trama general y cómo se va desarrollando la historia, con el acuerdo de no difundir el „manuscrito“.

Si la participación es escasa o no la veo conveniente para desarrollar la historia, suspenderé la convocatoria.

Si aceptan, estarán de acuerdo con todo lo anterior aquí mencionado. Algo no mencionado se agregará posteriormente a esta entrada, con la debida notificación.

*Panistas, priístas intolerantes y trolles twitteros abstenerse.

¡Y no desesperen! Como pueda escribir varios capítulos al día podría no escribir uno en semanas, sepan que es un proceso largo, información, documentarse… Espero se animen y podamos hacer de esto una twitexperiencia. Por cierto, el título tentativo es #Twitcrush con la libertad.

Ahí les va un brevísimo pedazo:

Cuando estaba a 2 kilómetros de su destino, la adrenalina se disparó por completo en todo su cuerpo. ¿Qué era lo que le había llevado a encaminarse a la fortaleza del gobierno represor, escondida en la parte trasera de una camioneta y con una bomba, pequeña pero potente, escondida entre sus ropas?

El tiempo había pasado velozmente desde los días en que una revolución era un sueño escrito entre hashtags y replies, en mensajes de 140 caracteres.

Sabía que todos los que habían organizado el asalto final habían perdido algo en sus vidas: tiempo, un ser querido, sueños, su trabajo o estudios… pero luchaban por ganar algo que valía más en esos momentos que cualquier otra cosa: la libertad.

La camioneta se detuvo a una distancia prudente. Sabía que la estaban esperando.

Mientras caminaba a su destino, se repitió para sí aquella frase que le había cambiado la vida: Sólo aquellos que están lo suficientemente locos como para creer que pueden cambiar al mundo, son los que lo consigen.

AMLO y MORENA en Veracruz 2011

La tarde del sábado 21 de Mayo de 2011, Andrés Manuel López Obrador, visitó la ciudad de Veracruz puerto como parte de su gira de asambleas informativas del Movimiento de Regeneración Nacional -MORENA-.

Amlo arribó cerca de las 6 de la tarde, cruzando todo el zócalo acompañado de la gente que le abrazaba, saludaba  y entregaba peticiones entre coros de “Es un honor estar con Obrador” o “Aguante mi gallo”.

Esa tarde, una sincera sonrisa iluminó Veracruz.

IMG_5639

GALERÍA

Democracia Real

Mayo 20 del 2011

Hermanos y Hermanas de España y otras naciones Europeas sumadas a este gran cambio llamado “Democracia Real”:


Antes que cualquier otra cosa quiero agradecer la confianza, el deseo de aportar al afianzamiento del desarrollo de las naciones del primer mundo, la determinación para intervenir en el proceso del establecimiento de una verdadera calidad de vida sobre el planeta y la salvación de todas las expresiones de vida sobre la tierra. El amor por la evolución humana, el sentido espiritual de cada ciudadano, fusionado con la ciencia (Economía, Leyes, Estructuras Ecológicas de producción y otros) comienzan a conducir la historia humana. Lo hacen de la mano de todos ustedes que son todos nosotros y los que vendrán. Aquellos que juntos como un solo cuerpo, como un solo corazón, como un solo Espíritu informan al mundo que las directrices de los procesos políticos, científicos y sociales han cambiado. Es un gesto de auto conservación de la naturaleza. Es una expresión natural de la evolución humana.

La historia es Dinámica y un punto de reorientación hace vibrar ahora las estructuras de los círculos tradicionales de administración del “poder”. Círculos que han permitido a personas sin conciencia histórica administrar los destinos de países, naciones y por tanto pueblos enteros. Círculos de “poder” que han observado en silencio la distorsión de la administración pública, convertida en un campo de guerra sucia, donde los interese personales o particulares son lo único en la mente de la mayoría de aquellos que ostentan una dignidad que por momentos parece lejana, la dignidad digo.


Construir Democracia Real es precisamente eso, un proceso de construcción, equilibrar, corregir defectos estructurales dentro de la Democracia. Que nadie dude que la Democracia es y será el mejor sistema político cuando de abrir espacios para el desarrollo humano integral se trata. Dentro de la Democracia se hacen posibles la libertad de expresión, el estado de derecho, la defensa legítima de los derechos humanos y civiles, y por sobre todo, la administración de la República, La Nación y los destinos de sus habitantes, por Constitución y por ley, pueden, por mandato de las mayorías, estar en manos de aquellos que logren diseñar las mejores estrategias científicas y legales para proteger el derecho al disfrute de la vida, el trabajo, la estabilidad, el avance científico, el disfrute de una concepción espiritual de la existencia o muchos otros temas. El punto es, tomar las medidas correspondientes para darle cauce al desarrollo con miras a la evolución.


En el silogismo ya planteado en este mismo espacio y en el preámbulo de la explicación de la herramienta, hay puntos concretos.

Ahora se trata de darle una forma legal y legítima a este hermoso movimiento de cambio.

Propuesta de desarrollo Real:

Primero, propongo con todo respeto, los hermanos y hermanas con conocimientos de derecho y derecho constitucional deben, con soporte legal y legítimo, redactar la constitución del partido político “Democracia Real”. Segundo, todos y cada uno de los integrantes de estas acampadas y expresiones Democráticas pueden, si lo desean, firmar el documento. Tercero, solicitar al gobierno la inscripción legal del partido. Cuarto, solicitar el aplazamiento de las elecciones para poder participar. Quinto, trabajar en el estudio de la problemática que afecta a la población y razón de estas manifestaciones que ante todo deben ser y continuar siendo pacíficas, civilistas, lógicas, científicas y espirituales.

En resumen es el amor el que nos mueve: El amor por nuestro futuro, por el futuro de las generaciones venideras, amor por la Nación, amor por el destino de la humanidad y la supervivencia de la vida sobre el planeta. Amor por la justicia, la libertad, el derecho a la vida con dignidad, al desarrollo científico e intelectual. Amor por la evolución humana, como una verdadera expresión de civilización y no solo un apiñamiento de individuos conducidos por un contrasentido de la lógica.

La lógica, el pensamiento estratégico, el respeto por la ley y el aprovechamiento de todas las garantías constitucionales, jurídicas, legales que protegen las libertades individuales y colectivas dentro de un Estado de Derecho, un Estado o nación que defiende la libertad, la justicia, la igualdad, el desarrollo y el propósito inmodificable del bienestar general deben ser el gran escudo protector, el gigante de luz inmenso que se planta frente al mundo para decir, estos millones de hombres y mujeres que cuido y cuya voz es hoy escuchada en todo el planeta tienen razón: la historia cambió. La honestidad, la ética y la responsabilidad con las generaciones no nacidas aún, gobiernan ahora el planeta.

Viva la Democracia! Viva La Democracia Real. Viva la fusión del sentido espirtual y la ciencia para desarrollar el mundo y proteger la vida!. Adelante! Juntos como un solo cuerpo, juntos como un solo corazón, juntos como un solo espíritu!. Nunca divididos! Nunca dudamos!.

Democracia! Real ! Democracia Real ! Democracia Real!

Adelante!

 

Con todo mi amor,

 

Francisco Javier Mosquera

Democracia Real

NO + SANGRE

Sobre la realidad o #dasistTwitter (Esto es twitter)

Escrito por @julianh85 vía Cloud-Hidden, Whereabouts unknown

#DasIstTwitter – Introducción – Motivación

Yo siempre quise aprender más sobre la realidad de otras personas. Yo siempre deseé que otra gente de su propia (única y verdadera) realidad opinara. Esto me fue posible ahora un poco gracias a Twitter.

Esta captura de la realidad humana individual, es difícil. Se puede intentar captar la realidad propia,  pero siempre se producirá un error una y otra vez, porque se captura la realidad pensando más en la comprensión -> “La realidad será falsa” si se manipula.

#DasIstTwitter el Hashtag

Una eventualidad de la rápida captura de la información es permitida a través de la captura de notificaciones de estado (Tweets) en Twitter. Con ayuda de unos Hashtags (el cual en el texto fue incorporado) puede el Tweet ser enviado indexado, para que otros usuarios de manera simple pueden buscarlos después. El hashtag de mi muro fue para este proyecto “#DasIstTwitter” (Link en el buscador de Twitter hacia el hashtag: http://bit.ly/efwOFq)

Yo he elegido con bases este hashtag. Esto no debe ser “EstoEsParaMiTwitter” (#DasIstFuerMichTwitter) o #DasBedeutetTwitterFuerMich (#EstoSignificaTwitterParaMi). Yo he con razones eliminado el componente “Para mi”. Esto tiene un motivo.

Yo no hablo aquí de la verdad (si es posible que exista una) -No, aquí es de la “Realidad”. Realidad. La realidad puede sólo a través de la personalidad experimentarse. Ésta no puede nunca a través de otras personas aprenderse o sentirse. La realidad de cada una de las personas es individual -ésta sólo puede ser individual. Cada persona toma toma alguna “verdad”. Las cosas, que afectan a las personas (con razones o sin ellas), describen la realidad individual. Por ende, el hashtag #DasIstTwitter siempre
expresa implícitamente a la realidad individual.

#DasIstTwitter – Primer Tweet

El primer estatus con el hashtag “DasIstTwitter” es del 18 de abril del 2011 y es el siguiente.

“Twitter es, donde se puede hace los intereses de los otros los intereses propios. #dasIstTwitter”

Fue el primer estatus de muchos. En primer lugar yo he iniciado todo solo, “mi realidad actual vertida en Tweets”. Lentamente agradable otros usuarios fueron poniendo atención al hashtag. Interesantes son las preguntas, las cuales me encuentro en la búsqueda del hashtag.  Una pregunta, p. Ej, vino de Katha y dice:

“¿Cayeron los #DasIstTwitter simplemente de forma espontánea?”

Y mi respuesta fue: ¡Sí! Los Tweets de #dasItsTwiter me vinieron a la mente de una forma espontánea de como nosotros experimentamos el ambiente; donde nos dejamos afectar. Los pensamientos (Tweets) vienen y van. Ellos vienen y van. Se guardarán en Twitter. Como “Recuerdos” o “Referencia”. Ellos son información. Cada quien puede de este modo hacer, lo que quiera.

#DasIstTwitter – Unirse – Ser activo

Cada quien, el cual en Twitter esté registrado, puede formar parte en el proyecto. Cada quien está con gusto invitado, a que por sí mismo contribuya con una parte del trabajo. Además hay más caminos:

Proveer tweets con el hashtag #dasIstTwitter: de este modo pueden su propia realidad con referencia en Twitter para otros usuarios “fácilmente buscarse”.

Responder a un tweet con el hashtag #dasIstTwitter: para estimular la discusión del tema “Percepción de la realidad”.

Buscar tweets con el hashtag  #dasIstTwitter y contribuir: Esto es suficiente a menudo, para que todos puedan beneficiarse personalmente del proyecto.

#DasIstTwitter – Perspectiva

Tomó un tiempo, hasta que diferentes usuarios han usado el hashtag. Mientras tanto “goteo” regularmente nuevos tweets con el hashtag puro. Esto es un lento y no obstante bastante constante desarrollo del proyecto. Supongo también que el hashtag #dasIstTwitter se seguirá utilizando para hacer su realidad algo más fácil de explicar para otros usuarios. Posiblemente el hashtag algún día será utilizado tanto, que se podrá registrar  la realidad de muchos usuarios diferentes.

//

*¿Quieres participar pero no sabes alemán? Bueno escribe tu #dasIstTwitter con el hashtag #EstoEsTwitter y mándamelo (@VicereineOezil) y con mucho gusto lo traduciré al alemán para que puedas formar parte de este grandioso proyecto.*


Escrito por @Julianh85

Ver entrada original:  Cloud-Hidden, Whereabouts unknown

Traducido del alemán al español por @VicereineOezil

4. No me olvides

Sudaba. El escritor apagó la luz del estudio y se dirigió a dormir. Se sentía un poco mejor; escribir siempre le hacía bien.

Una vez que entró a la cama, cayó rápidamente en un profundo sueño. Quien le viera por fuera, podría notar cómo se sacudía entre las sábanas hasta que luego de una hora se despertó súbitamente y con la cara empapada de lágrimas.

Tanteó a ciegas el buró hasta encontrar su bloc de notas a rayas y cogió la pluma fuente que estaba a lado. Y así, en medio de la noche  y como siempre, solo, escribió.

4. No me olvides

– Prométeme que nunca, nunca, nunca te alejarás de mi.

– Lo premeto.

– Y si alguna vez llegas a sentir algo por alguien más, por favor, dímelo.

– No.

– ¿No? -Ella puso una expresión consternada en su rostro.

– Es que eso es imposible. -Le calmó él-. Porque nunca podré enamorarme de nadie más que tú.

Pero los caminos de ambos jóvenes debían separarse. Sus metas profesionales los obligaron a vivir en ciudades muy lejanas. A pesar de todo el amor que se tenían, no fue la distancia lo que les derrumbó. Fue el orgullo.

Con el paso del tiempo, se entendían cada vez menos. Él, cegado por ocupar una posición entre sus compañeros y sobrevivir a su carrera, y ella en la búsqueda de un lugar en la universidad que deseaba.

Cuando llegó el tiempo de que ella también fuera a la universidad, todo acabó. Luego de tres años, la magia se había apagado. Es falsa la idea de “quedar como amigos”. Fue como si uno nunca hubiera existido para el otro.

Y cada quién volvió a empezar con su vida.

Pasó el tiempo; año y medio exactamente. Ya no eran los niños que peleaban por tonterías, eran jóvenes que descubrían el mundo con una visión profesional. No se habían visto en años. Así que una noche, ella le envió un mensaje saludándolo y proponiéndole un café, puesto que ambos estarían unas semanas de vacaciones en la pequeña ciudad donde habían crecido.

Cuando él leyó eso, algo dentro de su ser se removió. Su orgullo le dijo “no”. Su alma, que la había amado como a nadie nunca, le gritaba “Sí”. Tras pensarlo toda la noche, respondió.

-No, gracias. No creo tener tiempo.

No hubo respuesta. Y eso le remordió un poco el corazón al chico.

Luchando contra sí mismo, dejó el orgullo en su habitación y salió al lugar donde ella le había dicho si quedaban. Casi era la hora. No estaba seguro si ella aún así iría, pero conociéndola, sabía que estaría ahí.

Efectivamente, la chica estaba sentada, bebiendo café y con una mirada profundamente nostálgica y cargada de tristeza. Un largo suspiro terminó por completar la escena.

Él no pudo contenerlo más y gritó su nombre.

Ella lo vio.

Una sonrisa iluminó su rostro.

Corrió en dirección a él.

La luz del semáforo se iluminó en verde.

Cruzó la calle.

Un auto frenó ruidosamente.

Estrépito.

Un parabrisas roto.

Una chica en el pavimento.

El joven con el corazón desbocado, destrozado y saliéndole por la garganta, lloraba mientras corría hasta donde yacía ella.

– Mi orgullo. Maldito orgullo. Perdón, perdón, perdón.

– A pesar de tu orgullo, siempre te amé. -Susurró pesadamente ella.

– Vas a estar bien, tranquila, confía en mi.

Alguien ya había llamado a una ambulancia.

– Sabía que vendrías. Te conozco.

– Lo sé, perdón, perdón. -Repetía él-. Yo también te conozco.

– ¿Sabes? Era extraño que alguna vez supiéramos tanto el uno del otro, y de repente nos tratáramos como si fuésemos dos extraños. -Dijo ella con añoro.

– Pero siempre sabía que pensabas.

– Stalker.

– Nunca te olvidé. ¿Recuerdas cuando me preguntabas que si me enamorara de otra persona, te diría? Nunca te lo dije porque nunca sucedió.

– Mentiroso. -Dijo ella con suavidad-. Te volviste a enamorar.

– No. Y tú tampoco.

– Cierto. Nunca te olvidé.

– Ni yo a ti.

– Entonces, querido, no me olvides. Te amo.

Los ojos del joven se abrieron desorbitados, las lágrimas no dejaban de caer.

– ¡No! ¡No! ¡No! No te vayas, no ¡Por favor! ¡Resiste! Ahí viene la ambulancia… por favor… Ale… por favor… ¡NO!

A pesar de la sangre que le chorreaba por los oídos, la boca y la nariz, ella parecía tan dulce con los ojos cerrados y tenía un extraño semblante de paz.

¿Olvidarla? Desde el día que sus miradas se cruzaron, se prometió que nunca lo haría.

Siempre la amaría.

Carta de Andrés Manuel a Televisa

C. CARLOS SALINAS DE GORTARI
C. EMILIO AZCÁRRAGA JEAN
Y A OTROS DUEÑOS DE TELEVISA

Me dirijo a ustedes para sugerirles, respetuosamente, que den la cara y no usen a sus voceros, como Carlos Loret de Mola, para atacarnos y defender su proyecto de imponer en el 2012 a Enrique Peña Nieto.

Como ustedes saben, sostengo que la actual tragedia nacional se debe, fundamentalmente, al predominio de un grupo oligárquico que se conformó al amparo del poder público, a partir de 1989, con el saqueo más grande de las riquezas y de los bienes de la nación que se haya registrado en la historia de México.

También considero que en la relación Televisa-Carlos Salinas recae la jefatura de esta mafia del poder que manda y decide en el país. Y, como es obvio, en estos tiempos su estrategia política consiste en darle continuidad al mismo régimen de opresión y privilegios, mediante una operación de recambio con miras al 2012. Es decir, como el PAN y Calderón ya no les funcionan, ahora la apuesta es al PRI y a Peña Nieto.

Por eso insisten en destruirnos políticamente con el uso de los medios de comunicación, con mentiras, campañas de desprestigio y guerra sucia.

Afortunadamente, somos muchos los que estamos decididos a derrotar, de manera pacífica, en el terreno político, a la oligarquía que ustedes representan para establecer en México una verdadera democracia, un gobierno del pueblo y para el pueblo, sin monopolios, cacicazgos ni corrupción, que distribuya con justicia las riquezas nacionales, enfrente la crisis de bienestar social y garantice la paz y la felicidad del pueblo.

Y como dice la canción: “Si este pueblo se organiza, no nos gana Televisa”.

Andrés Manuel López Obrador
Representante del
Movimiento Regeneración Nacional

SR. LÓPEZ OBRADOR ESTAMOS CON USTED EN ESTE CAMINO PARA CAMBIAR AL PAÍS.

ES UN HONOR ESTAR CON OBRADOR

Los Grupos Focales de Discusión como Método de Investigación

Los Grupos Focales de Discusión

como Método de Investigación

Miguel Martínez Miguélez *

 

Resumen

El autor de este artículo nos presenta la metodología de este novedoso método de investigación: los grupos focales de discusión. Parte de una amplia fundamentación epistemológica del mismo y, luego, articula y detalla las principales etapas de su metodología: las áreas y tópicos de estudio que pueden ser abordadas con él, los objetivos de tal tipo de investigación, cómo se conforman los grupos de estudio, el papel que juega el director o facilitador de la investigación, las duración de las sesiones y la dinámica de las mismas.

 

Palabras  clave: grupos focales, epistemología, metodología, técnicas.

 

Abstract

 

The author of this article presents us the methodology of this novel investigation method: the focal groups of discussion. He presents a wide epistemological foundation of the method and, then, he articulates and details the main stages of the methodology: the areas and study topics that can be approached with it, the objectives of such an investigation, how they conform to the study groups, the role that the director or facilitator of the investigation plays, the duration of the sessions and its dynamics.

Key Words: Focal groups, epistemology, methodology, techniques.

___________________

 

El grupo focal de discusión es “focal” porque focaliza su atención e interés en un tema específico de estudio e investigación que le es propio, por estar cercano a su pensar y sentir; y es de “discusión” porque realiza su principal trabajo de búsqueda por medio de la interacción discursiva y la contrastación de las opiniones de sus miembros. El grupo focal es un método de investigación colectivista, más que individualista, y se centra en la pluralidad y variedad de las actitudes, experiencias y creencias de los participantes, y lo hace en un espacio de tiempo relativamente corto.

 

1.  Fundamentación Epistemológica

 

Sin una clara fundamentación epistemológica y metodológica, una técnica de investigación no pasa de ser un conjunto de procedimientos confuso, arbitrario e incomprensible. Por ello, queremos poner de relieve estas dos partes de esta técnica.

Niels Bohr considera el principio de complementariedad como un as pec to central de la descripción de la naturaleza. En re la ción a la física cuántica, señala que la luz se com porta como una onda en determinadas condi cio nes de observa ción (por ejemplo, en los efectos de interferen cia), y como una partícula en otras (por ejemplo, en los efectos fotoeléctri cos), por lo cual se llega a con clu sio nes que resultan con ceptualmente incom patibles, pero que, con una base episte mológica más riguro sa, son comple mentarias. Distintas si tua ciones de observa ción son con frecuen cia complementarias entre sí, lo cual quiere decir que, aunque parezca que se excluyen mutuamen te, que no pue den ser realizadas simultá neamente y que los resultados de una no pueden compararse unívoca mente con los de otra, sin embar go, analizando más profundamente la acti vidad episté mica del sujeto, se perciben como com patibles, conciliables y comple men tarias (Barbour, 1971, p. 333; Heisen berg, 1975, pp. 131-2).

Niels Bohr introdujo la idea de complementariedad a fin de facilitar la comprensión de la relación existente entre pares de conceptos clásicos. Concibió las imágenes de la onda y la partícula como dos descripciones complementa rias de la misma realidad; por tanto, sólo parcialmente correctas y con un campo de aplicaciones limitado. Ambas imágenes eran necesarias para dar una explicación completa de la realidad atómica y ambas habían de ser aplicadas den tro de los límites impuestos por el principio de incerti dumbre. La noción de complementa riedad se ha convertido enparte esencial del concepto de la naturaleza sostenido por los físi cos, y Bohr sugirió repetidas veces que tal vez esta noción podría resultar útil fuera del campo de la fí sica.

Son muchos, en efecto, los autores –físicos y humanis tas– que han seguido a Bohr en un uso más amplio de la idea de com ple mentarie dad; análisis mecanicistas y orgáni cos, des cripciones conductua les e introspeccionistas, mente y cere bro, voluntad libre y de terminismo, teleología y meca nicis mo, etc. pueden ser considera dos no tanto como expli cacio nes conflicti vas y contradictorias, sino como descrip cio nes complementarias (cada una capta aspectos de la realidad que no ven las otras), válidas en diferentes con tex tos, y aun en el mismo contexto cuando se adop tan pers pectivas dife ren tes. Igualmente, la ciencia, la filosofía, la histo ria y el arte pueden ser entendi das como modos dife rentes y com plementarios de descripción de la misma reali dad, cada uno de ellos con su aporte propio, único e insus tituible.

Ya Aristóteles había dicho en su tiempo que el ser nunca se da a sí mismo como tal (y, menos, en su plenitud), sino sólo por medio de diferentes aspectos y categorías (Metaf. Lib. iv, cap. 5-6). Es decir, que las realidades nos ofrecen sólo algunas de sus caras, y que el sujeto dispone sólo de algunas categorías. Por esto, necesitamos una racionalidad más respetuosa de los diversos aspectos del ser del pensamiento, una racionalidad múltiple. Habermas señala que esta racionalidad tendría que hacer accesible al mismo tiempo las tres esferas del conocimiento especializado, es decir, “creando una interacción sin restricciones de los elementos cognitivos con los práctico-morales y los expresivo-estéticos” (en: Giddens y otros, 1991, p. 209).

Nos encontramos aquí en la misma situación que el es pec tador que presencia la exhibición de una obra teatral. Él no puede ocupar sino una butaca y, por consiguiente, no puede tener más de un punto de vista. Ese puesto puede ser muy bue no para captar algu nas escenas y, quizá, no tan bue no o, in cluso, muy malo para otras. Cuando la obra teatral, en cam bio, es transmi tida por TV, se colocan 6 u 8 camaró grafos en los puntos más antagónicos y opuestos, y el di rec tor de la trans misión va esco giendo y alter nando sucesi va mente los en foques de las diferentes cámaras. Así, tene mos la visión des de la izquierda, desde la derecha, desde el centro, de cerca, de lejos, etc. como si sal táramos de una butaca a otra; es de cir, tenemos la complementa riedad y riqueza de diferentes puntos de vista. Esta misma lógica es la que usa el buen fo tógrafo cuando en una fiesta, para capturar las mejo res esce nas, se mueve ágilmente en todo el espacio disponi ble. Sólo así podrá después crear un bello álbum de la fiesta.

Esta misma situa ción la constatamos en la vida moderna cuando nombra mos un jura do, una comisión o el parlamento, integrados siempre por muchos miembros, conscientes de que así, con unamayor amplitud de criterios, será analizada más exhaustivamente la complejidad de la realidad.

Sería interesante sentar, imaginariamente, en butacas diferentes a Aristó teles, Ptolomeo, Leonardo, Copérnico, Newton, Marx, Freud, Einstein, Gandi u otros hombres céle bres de la historia, y tratar de ver “el teatro del mundo” des de las perspectivas sociohistóricas de sus ideas. Ciertamente, tendríamos una visión muy enriquecedora.

En esen cia, el prin cipio de complementariedad su braya la incapaci dad humana de agotar la reali dad con una sola perspectiva, pun to de vista, enfoque, óp tica o abordaje, es decir, con un solo intento de cap tarla. La descrip ción más rica de cualquier entidad, sea física o humana, se lo graría al inte grar en un todo cohe rente y ló gico los aportes de diferentes perso nas, filoso fías, escuelas, méto­dos y disciplinas.

La verdadera lección del principio de complementarie dad, la que puede ser traducida a muchos campos del conoci miento, es sin duda esta riqueza de lo real que desborda toda lengua, toda es­tructura lógica, toda clarificación concep tual.

Una consecuencia del principio de complementariedad, de gran trascendencia epistemológica, es la posibilidad de superar los conceptos de “objetividad” y “subjetividad” con uno más amplio y racional, que es el de “enfoque”. El enfoque es una perspectiva mental, un abordaje, o una aproximación ideológicos, un punto de vista desde una situación personal, que no sugiere ni la universalidad de la objetividad ni los prejuicios personales de la subjetividad; sólo la propia apreciación.

Sin embargo, no sería correcto pensar que todos los puntos de vista o perspectivas son buenos por igual. Hay enfoques o puntos de vista privilegiados. Así como la función teatral no se observa ni se disfruta en forma idéntica desde una platea, un palco o un balcón, que desde una galería o la tribuna presidencial (y se paga distinto precio en cada caso), hay perspectivas o puntos de vista mejores que otros para comprender las realidades.

Todo ser humano ha nacido y crecido en un con texto y en unas coorde nadas socio-históricas que impli can unos valo res, intereses, fines, propósi tos, deseos, necesi da des, inten ciones, temores, etc. y ha tenido una educa ción y una forma ción con experiencias muy particulares y persona les. Todo esto equivale a habernos sentado en una determinada bu ta ca para pre senciar y vivir el espectáculo teatral de la vi da. Por esto, sólo con el diálogo, la interacción y el inter cam bio con los otros especta dores –espe cialmente con aque llos ubicados en posicio nes contra rias e, incluso, con una episteme radicalmente diferente– podemos lograr enri quecer y comple mentar nuestra percep ción de la reali dad.

En consecuencia, es necesario enfatizar que resulta muy difícil, cuando no imposible, que se pueda siempre demostrar la prioridad o exclusivi dad de una deter minada disciplina, teoría, modelo o método (o cualquier otro instrumento concep tual que se quiera usar) para la interpretación de una realidad específi ca.

Descartes, en el Discurso del Método –y en un contraste paradójico con la orientación general de su doctrina– dice que “la razón es la cosa mejor distribuida que existe”. Quizás, sea ésta una afirmación que debiera escul pirse con letras de oro en todo tratado que verse sobre el conoci miento humano.

En efecto, toda mente humana sana percibe y descubre algún sentido en las realida des con que se enfren ta y le parece que su percepción es la mejor, la más “verdadera”. El problema reside en que no tenemos un criterio seguro, infali ble, para aceptar una y descartar todas las demás; lo cual no quiere decir que todas sean igualmente buenas. Por esto, a veces, se recurre al consenso de la mayoría. Pero “la verdad”, lamentablemente, no coincide democráticamente con el parecer de la mayoría. La mayoría puede estar equivocada. Si, en cambio, pudiéra mos poner en conjunto esos “fragmen tos de verdad”, ese significado que cada mente humana descubre en el objeto que aborda, si pudiéra mos lijar unos con otros y quitarles lo que tienen de menos valioso, tendríamos unaverdad muy respe table y aprecia ble, una figura de la verdad como la figura que resulta de la unión de las piezas del mosaico en que está dividida. Éste será precisamente el objetivo básico que persiguen los Grupos Focales de Discusión.

El Papa Juan XXIII hablaba mucho de “los signos de los tiempos” como guía para nuestra orientación existencial. Quizás, uno de estos signos de nuestro tiempo –con su multi pli cidad de saberes, filosofías, escuelas, enfoques, disciplinas, especia lidades, métodos y técnicas–, sea precisamente la necesidad imperiosa de una mayor coordinación, de una más profunda unión e integración en un diálogo fecundo para ver más claro, para descubrir nuevos significados, en esta nebulosidad ideológica en que nos ha tocado vivir.

Esta tarea, que en sí pudiera asustar a cualquie ra, quizá no sea esencial mente diferente de la que realiza el buen fotógrafo aludido al sacar, en una fiesta, muchas fotos desde muy diferentes puntos de vista y estructurar, después, un bello álbum de la misma. Sin embargo, implica el paso de una teo ría de la racionalidad li neal, inducti vo-de ductiva, a una estruc tural-sistémica.

 

2.  Metodología de los Grupos Focales

 

Según Morgan (1998b), los grupos focales se desarrollaron en tres fases: primero, en la década de 1920-30, los científicos sociales los usaron con una gran variedad de propósitos, entre los cuales sobresalía el desarrollo de cuestionarios panorámicos. En segundo lugar, entre la segunda guerra mundial y la década de los 70, los grupos focales fueron utilizados principalmente por los investigadores del mercado para comprender los deseos y necesidades de la gente. Finalmente, desde 1980 en adelante, han sido usados por diferentes profesionales para hacer investigación relacionada con la salud, la familia, la educación, la conducta sexual y otros tópicos sociales. En los últimos años, los científicos sociales han comenzado a considerar que, efectivamente, el grupo focal es una importante técnica de investigación cualitativa y su uso se ha incrementado considerablemente en todos los campos de las ciencias humanas.

Las dos técnicas principales usadas para recoger información en la metodología cualitativa son la observación participativa y las entrevistas en profundidad. Los grupos focales poseen elementos de ambas técnicas, y, aunque mantienen su unicidad y distinción como método de investigación, son como “un modo de oír a la gente y aprender de ella” (Morgan, 1998b, p. 9). Los participantes en los mismos encuentran la experiencia más gratificante y estimulante que las entrevistas individuales.

 

2.1  Áreas y Temas

El grupo focal es, ante todo, un grupo de trabajo, tiene una tarea específica que cumplir y unos objetivos que lograr: será la naturaleza, o angustia que produce un tema de salud, la actitud de rechazo o simpatía por un producto comercial, el comportamiento concreto y las razones que avalan su rutina en la vida social, u otro escogido entre la gran variedad de temas de la vida privada o pública. En el fondo, toda la investigación gira en torno a una pregunta explícita o implícita, pero que, cuanto más clara sea, más fácilmente orientará todo el proceso de búsqueda; la pregunta, a veces, la formula claramente “el cliente” que solicita la investigación.

Los temas que más sintonizan con la técnica de los grupos focales son aquellos que, por su naturaleza, tienen muchas caras, perspectivas o puntos de vista, y, por ello, requieren el concurso de diferentes enfoques o abordajes, aspectos que sólo nos los pueden ofrecer diferentes personas con variadas experiencias, intereses y valores.

2.2   Objetivos de la Investigación

El objetivo fundamental del grupo focal es alcanzar o lograr el descubrimiento de una estructura de sentido compartida, si es posible consensualmente, o, en todo caso, bien fundamentada por los aportes de los miembros del grupo.

2.3  Conformación de los Grupos

Un grupo focal de discusión está constituido por una estructura metodológica artificial; no es un grupo natural de conversación, ni de aprendizaje o de terapia psicológica, ni tampoco es un foro público, aunque tenga un poco de todas esas modalidades. El grupo focal va cambiando a medida que progresa en su actividad. Algunos expertos en la técnica aconsejan que sus miembros no pertenezcan a un grupo previo (familiar, vecinal, laboral); otros aconsejan lo contrario. Ambos tienen su parte de razón, según se vea el conocimiento recíproco previo de los miembros en su parte deventaja y utilidad, en ciertos momentos de la discusión, o según se aprecie ese conocimiento recíproco previo en su componente inhibitoria en otros momentos. Ambas cosas se pueden dar de acuerdo al tema a estudiar y habrá que tenerlas en cuenta.

La muestra de estudio no responde a criterios estadísticos, sino estructurales, es decir, a su representatividad de determinadas relaciones sociales en la vida real. Las variables más significativas son las de edad, sexo, clase social, población y otros, que buscan obtener producciones de cada clase o conjunto. No sería conveniente, por ejemplo, juntar en un grupo patronos y obreros, o padres e hijos, o adolescentes y adultos (entre jóvenes de 15 y 18 años puede existir un abismo), o adolescentes de ambos sexos; ello inhibiría la producción de ideas por diversas razones; pero un grupo muy homogéneo producirá resultados muy simples y obvios. Por todo ello, la homogeneidad y la heterogeneidad habrán de combinarse después de ponderar bien las ventajas o desventajas, las conveniencias y los inconvenientes de cada caso particular.

En cuanto al número y tamaño de los grupos, las experiencias con esta técnica demuestran que el número de grupos puede ir de 2 a 10 (predominando los estudios con 4 ó 5 grupos), según la naturaleza del tópico a investigar; y el tamaño de cada grupo que se ha demostrado más eficaz es el que se forma con 4 ó 6 personas. Salirse de estos límites trae, generalmente, inconvenientes de diversa naturaleza.

Canales y Peinado (1998) presentan un diseño que realizaron para el estudio de “La Cultura del alcohol entre los jóvenes de la Comunidad de Madrid”. En él balancean diferentes variables, en 9 grupos, tratando de equilibrar las ventajas y desventajas de los grupos:

Grupos:

1:  Madrid, mujeres de 15 a 16 años, de estatus medio-medio y medio-alto.

2:  Madrid, hombres de 17 a 20 años, de estatus medio-bajo.

3:  Madrid, hombres y mujeres de 21 a 25 años y estatus medio-medio.

4:  Cinturón industrial, hijos de obreros, hombres de 15 a 16 años.

5:  Cinturón industrial, obreros o hijos de obreros, hombres de 17 a 20 años.

6:  Cinturón industrial, obreros, hombres y mujeres, de 21 a 25 años.

7:  Provincia, hombres de estatus medio-bajo, de 15 a 17 años.

8:  Provincia, mujeres de estatus medio-medio, de 17 a 20 años.

9:  Provincia, hombres y mujeres, de estatus medio-medio

y medio-alto, de 21 a 25 años (pp. 301-2).

 

Un punto que hay que atender, y cuya solución no se puede generalizar, es el relacionado con la gratuidad o menos del trabajo que realizan los miembros de los grupos. Así como los miembros de clase media-baja se molestarían si no se les da una contraprestación, los de clase media-alta, quizá, lo harían si se les ofrece. Por ello, hay que estudiar qué sería lo mejor en cada caso y en qué consistiría dicha contraprestación.

También es importante la elección del espacio físico para realizar la reunión. No debe ser un local que evoque otro tipo de vivencias en los miembros del grupo, como el de reuniones gremiales, sindicales, etc.; es preferible un local neutro, pero, al mismo tiempo, que no los aleje demasiado del ambiente natural donde desarrollan sus vidas, pues ello crearía un factor de artificialidadinconveniente. Si se hace en torno a una mesa, es aconsejable que la mesa sea redonda, pues facilita espacialmente la comunicación; si la mesa es rectangular, no conviene que el investigador se siente en un frente como quien preside con autoridad.

 

2.4  Papel del Investigador:  director, guía, facilitador, animador

 

El papel del investigador es externo durante todo el proceso de la reunión. No participa en la producción de la ideas, ni, mucho menos, evalúa, aprueba o desaprueba el contenido de lo que va apareciendo; sólo guiará la reunión dando la palabra, si ello es necesario, trayendo la conversación hacia la temática en cuestión si hay digresiones serias, pidiendo que concreten o integren sus ideas si hay dispersión, etc. Canales y Peinado, en la investigación citada (1998), sugieren, para comenzar y salvando las diferencias, algo así como la siguiente introducción:

 

Buenas tardes. Antes de comenzar quería agradecerles su asistencia. Les hemos convocado para hablar del consumo del alcohol; estamos llevando a cabo una investigación sociológica sobre este tema, y para ello estamos realizando diversas reuniones como ésta, en las que se trata de que ustedes discutan sobre el tema, como en una mesa redonda, abordándolo inicialmente desde la perspectiva que les parezca más relevante u oportuna. Después iremos concretando los diversos aspectos que vayan apareciendo espontáneamente y otros de interés para el estudio. Como comprenderán, para esta investigación es de capital importancia que sometan a discusión aquí sus opiniones, y que comenten todo cuanto se les ocurra sobre este tema del alcohol (p. 307).

 

Sin dirigir propiamente la reunión, quizá el investigador tenga que hacer o repetir la pregunta fundamental del estudio más de una vez, tenga que “animar” un poco para romper el hielo en la fase inicial, asegurando que no hay respuestas u opiniones “correctas”  o “equivocadas”, o tenga que intervenir en algún nudo del discurso, pero nunca opinará sobre lo dicho por el que habla. Una vez iniciada la conversación, el grupo buscará su propio centro y caminará solo.

Es posible que en el grupo aparezca alguien que acapare la conversación, o tome un cierto liderazgo. En este caso, no hay que acallarlo; si es un auténtico líder es porque el grupo se ve representado por él y comparte sus ideas. Si en cambio es un “líder” que se impone al grupo, que lo avasalla, será el grupo el que lo ponga en su puesto. Si el grupo no lo hace, sí será necesaria una intervención por parte del investigador que haga hincapié en la relatividad de todo punto de vista y de toda perspectiva individual (también los de ese “líder”).

 

2.5   Duración de la Sesión

 

Una reunión normal, para una investigación corriente, puede durar una o dos horas. En algunos casos, puede durar hasta cuatro y, excepcionalmente, puede requerir un fin de semana. En todo caso, mucho dependerá de la dinámica particular del grupo y de la temática tratada, y será el director de la investigación el que decidirá cuándo un tema ha sido suficientemente cubierto y saturado para los fines que persigue la investigación.

2.6   Dinámica de la Sesión

 

Cuando hablamos siempre decimos más y algo distinto de lo que nos proponemos: los lapsus linguae, ciertos chistes, ciertos titubeos y algunas perífrasis nos lo recuerdan. No siempre somos dueños de la estructura que genera nuestro proceso de hablar; por eso, nos contradecimos, nos desdecimos y cambiamos de opinión. Es aquí donde el trabajo de grupo, con la dinámica consciente e inconsciente que suscita y moviliza, nos ayuda en el proceso de esta situación discursiva. Entre tanto, el facilitador de la investigación irá observando cómo los miembros del grupo se involucran en el diálogo compartiendo ideas, opiniones y experiencias, y también debatiendo uno con otro sus puntos de vista y preferencias.

La dinámica de la discusión contrastará las opiniones pertinentes, adecuadas o más válidas con aquellas que lo son menos. El intercambio grupal irá logrando, poco a poco, con su interacción democrática, con la articulación de las diferentes perspectivas, con el cruce de opiniones, –y con lo que Denzin (1989) llama el “interaccionismo simbólico”– el famoso consenso de que nos habla Habermas (1999); un todo que siempre será más que la suma de sus partes. Esto, evidentemente, no quiere decir que, al interconectar los diferentes puntos de vista, no se presenten batallas imaginarias o reales por la posesión del sentido y, a veces, para hacer prevalecer no tanto un punto de vista cuanto un “yo”, real o imaginariamente herido. Sin embargo, todo ello hace que cada parte del proceso, es decir, cada interlocutor “al conversar cambie, como cambia el sistema en que conversa” (Ibáñez, 1988).

Los textos deberán ser grabados y, en algunos casos, convendrá también registrar el vídeo, ya que el lenguaje no verbal es, a veces, más elocuente que el verbal y el contexto en que se producen las ideas juega un papel determinante en la asignación de significados a las cosas. Los asistentes deberán conocer que se está grabando y estar de acuerdo con ello.

Este material enriquecerá la observación directa presenciada por el investigador y será indispensable para el análisis posterior por parte de él, para la jerarquización de las ideas producidas, para la estructuración y contrastación de esas ideas y opiniones y para la generación de posibles hipótesis y teorías en la línea del pensamiento de la “teoría fundamentada” de Glaser y Strauss (1967), ya que el grupo generalmente no logra integrar mucho las cosas durante el transcurso de la sesión.

 

3. Etapa Final.

 

Precisamente, porque el grupo, o los grupos, ofrecen el material pero no pueden integrarlo mucho, la etapa final corresponde al director de la investigación. Ciertamente, los hallazgos principales pueden haber ido aflorando en la medida en que nosotros estemos abiertos y seamos receptivos para facilitar su emergencia y aparición. Para ello se requiere, como condición indispensable, que se renuncie, por lo menos temporalmente, al “único” orden aparente, a la “única” lógica siempre usada, a la “única” racionalidad siempre aceptada, y que se permita cierta entrada a lo que al principio puede presentarse como un desconcertante “desorden”, “caos” y “sinsentido”, porque muy bien puede haber, en ese campo desconocido y vivido por los miembros de los grupos, otro tipo de orden, otra clase de lógica y otra forma de racionalidad que no pueden entrar completamente en nuestros esquemas anteriores. En última instancia, lo nuevo y original puede serlo en muchos aspectos, en muchas formas y en muchos niveles que desafían nuestra capacidad lógica usual y corriente.

Pero, para captar eso “nuevo y original”, se requiere una inmersión lo más completa posible en el material recogido. Cuanto más completa y duradera sea esta inmersión, cuanto más se estime y aprecie el campo objeto de nuestro conocimiento, cuanto más abierto se esté a los detalles, matices y sutilezas del mismo, más fácil será la captación de un nuevo conocimiento.

Por todo ello, al reflexionar y concentrarse en los contenidos producidos, en esa contemplación, irán apareciendo en la mente del director de la investigación las categorías o las expresiones que mejor las describen y las propiedades o atributos más adecuados para especificarlos; sin embargo, conviene conservar en lo posible los términos y expresiones originales usados por los miembros de los grupos, pues, a veces, tienen una riqueza no traducible. De esta forma, se logrará llevar a cabo apropiadamente un proceso de categorización, estructuración y teorización. Esos procesos permitirán la emergencia de la posible estructura teórica, “implícita” en el material recopilado.

No conviene precipitarse. El cerebro humano no es una máquina a la que se aprieta un botón y ¡listo!; es algo mucho más valioso que eso, porque puede crear algo nuevo, lo cual jamás hará una máquina; sin embargo, necesita cierto tiempo para relacionar las nuevas ideas con el volumen de información de que dispone.

En síntesis, el método de los grupos focales de discusión es un método relativamente fácil y rápido para solucionar muchos problemas que la vida nos plantea diariamente. Tiene, además, la ventaja de que es sociocéntrico, como le gustaba enfatizar a Piaget (1976) y está muy cercano a las representaciones sociales que tanto ha trabajado y desarrollado Moscovici (1983).

 

 

Referencias Bibliográficas

 

Aristóteles, (1973). Obras completas. Madrid: Aguilar.

Barbour, I. (1971) Problemas sobre religión y ciencia. Santander: Sal Terrae.

Canales, M. y Peinado, A. (1998) Grupos de discusión, en Delgado, J. y Gutiérrez, J., Métodos y técnicas cualitativas de investigación en ciencias sociales. Madrid: Síntesis, pp. 287-316.

Denzin, N. (1989) Interpretive interactionism. Newbury Park, CA: Sage.

Descartes, R. (1974) Discurso del método. Buenos Aires: Losada.

Giddens, A., y otros, (1991)  Habermas y la modernidad. Madrid: Cátedra.

Glaser, B. y A. Strauss, (1967)  The Discovery of Grounded Theory. Chicago: Aldine.

Habermas, J. (1999)  Teoría de la acción comunicativa. Madrid: Taurus.

Heisenberg, W. (1975)  Diálogos sobre la física cuántica. Madrid: BAC.

Ibáñez, J., (1988) “Cuantitativo/cualitativo”, en Reyes (ed.) Terminología científico-social. Barcelona: Anthropos.

Martínez, M., (1996) Comportamiento humano: nuevos métodos de inves tiga ción, 2ª edic., México: Trillas.

—,  (1997) El paradigma emergente: hacia una nueva teoría de la racionalidad científica, 2da edic., México: Trillas.

—, (1998) La investigación cualitativa etnográfica en educación: manual teórico-práctico, 3ª edic., México: Trillas.

—,  (1999a)  La nueva ciencia: su desafío, lógica y método, México: Trillas.

—,  (1999b) La psicología humanista: un nuevo paradigma psicológico. México: Trillas.

—,  (1999c) Evaluación cualitativa de programas. Caracas: Ediciones AVEPSO Caracas, 1999c.

—, (en prensa). Ciencia y Arte en la Metodología Cualitativa. México: Trillas.

Morgan, D. (1998)  Focus groups as qualitative research, Newbury Park, CA.: Sage.

Moscovici, S. (1983) The phenomenon of social representations, en R.M. Farr y S. Moscovici (dirs): Social representations, Cambridge Univ. Press.

Piaget, J. (1976) Pensée égocentrique et pensée sociocentrique. París: Cahier Vilfredo Pareto, XIV.